“ESTA ES UNA LOCURA SANA”


Manifestó el comodoro Alejandro Szejner, quien corrió en cada país en el que cumplió funciones representando a la Fuerza Aérea. Aquí su relato.
Por 1er Ten. Laura Pereyra. Fotos por: Com. Alejandro Szejner


Chile, Ecuador, Estados Unidos, Francia, Haití, Italia, Kosovo, Perú y Suiza son algunos de los lugares donde el comodoro Alejandro Szejner tuvo presencia no sólo a nivel militar sino también deportivo. En ambos casos, siempre lo hizo en nombre de la Fuerza Aérea Argentina, institución en la que realizando pruebas obligatorias de atletismo le permitieron comprobar, más tarde, su afición a las carreras en cualquier momento y lugar.

A sus quince años, después de sufrir una grave hepatitis que lo imposibilitó de hacer cualquier tipo de deportes -debido a un riguroso reposo- empezó a correr todo tipo de carreras de manera particular. Fue ahí cuando, gradualmente, comenzó a vislumbrar su pasión.

Un tiempo después decidió ingresar a la Escuela de Aviación Militar de Córdoba donde, a principios del primer año, los cadetes fueron separados en escuadras a fin de desarrollar en profundidad la parte física, clave en la intensa formación de un militar. Para su suerte quedó seleccionado en la disciplina que lo había deslumbrado: el atletismo. A partir de ahí empezó a incrementar su preparación corriendo pruebas de 1.500 y 3.000 metros, llegando a obtener el segundo puesto dentro de su grupo, tras posicionarse en el mismo puesto en un torneo provincial en el que participó ese Instituto de Formación.

Debido al entrenamiento adquirido y a lo que produjo esta disciplina en él, al año siguiente compitió en el Torneo Interfuerzas y quedó seleccionado en la competencia de 1.500 metros, lo que le permitió participar en el Sudamericano de Cadetes que se desarrolló en Ecuador. En 1982, en plena Guerra de Malvinas, no hubo ningún evento deportivo y, al año siguiente, el Interfuerzas se retomó en la Escuela Naval de Río Santiago, organizado por la Armada. “Esa vez corrí 3.000 y 5.000 metros y, aunque no quedé seleccionado para pasar a la instancia siguiente, fue una linda carrera”.

De ahí en más, continuó corriendo por su cuenta hasta el ‘96 cuando se fue de comisión a Estados Unidos. Estando ahí participó en unas mini olimpíadas que se desarrollan entre países latinoamericanos en las que, de unos treinta competidores (dos representantes por país), obtuvo el segundo lugar.

Y esa rutina se transformó en hábito; en un hábito saludable. Cuando estaba destinado en la III Brigada Aérea de Reconquista las tardes estaban reservadas a correr o andar en bicicleta y fue ahí cuando, en 2013, se le ocurrió hacer el Cruce de Columbia que implicaba recorrer 100 kilómetros, atravesando la Cordillera de los Andes. “Se trata de una competencia muy exigente. Llegás a los 2.500 metros de altura y después bajás. Son como dos maratones y media en tres días (…) Se realiza en parejas y, de acuerdo a la sumatoria de edades, competimos con personas menores de 40 años. Yo lo hice en compañía de mi hijo. Fue un verdadero orgullo”, comenta.

Lo mismo ocurre cuando se va de comisión al exterior. Cada vez que está en otro país cumpliendo funciones lleva la Bandera Argentina o la del Centenario de la Fuerza Aérea con el objetivo de representar a nuestra Institución. Además, utiliza un buso en el que porta el escudo de Malvinas, la Bandera Nacional y las insignias de cada uno de los países en los que corrió.

“A veces engancho una carrera, a veces una media maratón, pero siempre corro. No le robo tiempo a las comisiones, siempre lo hago en mis tiempos libres”, recalca el comodoro y sigue: “Me acuerdo cuando estuve destinado en Washington. Llegué a las 10 de la mañana y a las 5 de la tarde ya estaba corriendo la maratón Crystal City”.


Lo mismo ocurrió recientemente cuando cumplió funciones en New York. “Estando ahí no quise perderme la oportunidad y me dije: ‘Tengo que pasar por el monumento dedicado a John Lennon, donde está la marca de Imagine. Además, me fui por la 7ª Avenida y me saqué una selfie en Times Square. A todos los lugares que voy me saco una foto y guardo un recuerdo”, cuenta entre risas.

Además de esta pasión personal, desde julio de 2014 Szjener también está a cargo del equipo de Cross Country de la Fuerza Aérea Argentina que depende del Departamento Deporte, perteneciente a la Dirección General de Personal y Bienestar (DGPyB). Esta disciplina incluye las carreras de aventura y, en este caso, se interrelacionan el ámbito civil con el militar, como cuando se competía a “campo traviesa”, en palabras del comodoro.

El equipo está conformado por tres hombres y tres mujeres de distintos grados y edades, desde un brigadier hasta un soldado voluntario y, entre otras actividades, participa en competencias establecidas por la Fuerza Aérea y en maratones solidarias como la del teniente Mariano Forgit que se desarrolló en Mar de Ajó en septiembre de 2014.

Asimismo, los atletas tuvieron presencia en el cruce del Río Uruguay, en Mar del Plata, en Santa Fe y en diferentes lugares del país a la vez que en agosto del año pasado compitieron en los eventos que se realizaron en el marco del Día de la Fuerza Aérea como el caso de la maratón que se realizó en el Área de Material Quilmes y que llevó ese nombre. “Me acuerdo que ese día no nos acompañó el clima pero nuestra intención fue que por más de que lloviera corríamos igual. Nada nos impide correr”, asegura.

Actualmente, el comodoro es jefe del Departamento Operaciones de Mantenimiento de la Paz, dependiente del Comando de Adiestramiento y Alistamiento (CAA), y todo demuestra que mantiene un permanente equilibrio entre los ámbitos militar y deportivo y que ambos están posicionados en el mismo nivel. Aunque, claramente, su devoción por las carreras es muy marcada. Como maratonista entusiasta y apasionado, cuenta con un archivo de Excel donde detalla rigurosamente cada una de sus carreras, especificando tiempo de duración, lugar y fecha. Hasta el momento tiene en su haber un total de 125; entrena dos veces por semana y los sábados y domingos hace una carrera o lo que se conoce como “fondo”.

“Me queda pendiente correr en Malvinas. No va a faltar oportunidad para hacer esa carrera y sacarme fotos en territorio malvinense (...) Esta es una locura sana y por suerte mi familia me sigue en esta locura. Sinceramente, amo correr”.



Imprimir


Noticias en Vuelo Sitio Oficial de la FUERZA AEREA ARGENTINA Facebook Oficial de la FUERZA AEREA ARGENTINA Canal Oficial de YouTube de la FUERZA AEREA ARGENTINA Revista Aeroespacio QUIENES SOMOS HISTORIAS DE NUESTRA GENTE NOTICIAS EN VUELO TV NOTICIAS EN VUELO DIGITAL HISTORIAL NOTICIAS EN VUELO CONTACTENOS