LA FUERZA AÉREA TIENE NUEVOS COMODOROS MAYORES


En un sencillo acto, el titular de la Institución, brigadier general “VGM” Mario Miguel Callejo, entregó las insignias que destacan a 16 oficiales
Por 1er Ten Sheila Lyall / Fotos por S. Aux. Fabricio Osre


En una sencilla ceremonia en el despacho del titular de la Fuerza Aérea Argentina (FAA), brigadier general “VGM” Mario Miguel Callejo, se reunieron los 16 comodoros minutos antes de recibir el ascenso honorífico a comodoro mayor, que los destaca en un momento particular de su carrera.
Acompañaron al jefe de Estado Mayor, el subjefe del Estado Mayor Conjunto, brigadier mayor “VGM” Arturo Infante; el subjefe de la Institución, brigadier mayor “VGM” Rofoldo Centurión; el comandante de Adiestramiento y Alistamiento, brigadier mayor “VGM” Mario Roca; el inspector general, brigadier mayor “VGM” Ernesto Paris; el director general de Salud, brigadier mayor “VGM” Miguel Lucero; y el director general de Personal y Bienestar, brigadier Oscar Charadía.

Los comodoros mayores ascendidos fueron: José Mársico, José Chía, Héctor Lovay, Rubén Salvati, “VGM” Francisco Meglia, Antonio Sacco, Nelson Olivieri, Walter Brunello, Julio Saravia, Fernando Bruno, Roberto Aguirre, Raul Maldonado, Claudio Decaro, Fabián Otero, Pedro Girardi y Enrique Revol.

Noticias en Vuelo tuvo la oportunidad de conversar con el comodoro mayor José Chía, subsecretario de la FAA, quien manifestó cómo lo sorprende este nuevo ascenso: “Con alegría pues me impulsa a seguir siempre adelante como me enseñaron mis padres, mis maestros, mis profesores, mis instructores, como lo siento de corazón por mis hijos, mis camaradas y mi patria”.

Además el comodoro mayor Chía, expresó: “Gracias a Dios sigo aprendiendo de mis superiores, de mis compañeros y del personal que la Institución me da el honor y orgullo de conducir”.

Con respecto a su proyección de futuro, afirmó que su meta es “seguir marcando la huella de quienes nos precedieron con aciertos y desaciertos, pero siempre sirviendo a nuestra Patria, como lo juramos cuando pasamos por primer año en la Escuela de Aviación y muchos lo cumplieron al dar todo hasta su vida. Dios me dio la gran oportunidad de conocerlos, ser contemporáneo de esos héroes y me siento en deuda con ellos”.

Al reflexionar acerca de su elección por la carrera militar manifestó: “Si el tiempo retrocediera quisiera ser una vez más oficial de la Fuerza Aérea Argentina, pues no es mi trabajo, es mi vocación y soy feliz de que sea así”.


Imprimir


QUIENES SOMOS HISTORIAS DE NUESTRA GENTE NOTICIAS EN VUELO TV NOTICIAS EN VUELO DIGITAL HISTORIAL NOTICIAS EN VUELO CONTACTENOS